Saltar Menú e ir a contenido de la página
Accesabilidad Universal
Reducir texto
Aumentar texto
Contraste

CONADI

Menú Principal

Chile Indígena

I.-     Antecedentes Generales

El Programa Chile Indígena Fase II es una iniciativa de la Corporación Nacional de Desarrollo Indígena, CONADI, que surge el año 2013 con la aprobación del Consejo Nacional Indígena de la CONADI, a través del Acuerdo N°33/2012, Primera Sesión Extraordinaria realizada en julio del año 2012.

Tras la ejecución de su primera fase entre los años 2013 – 2018 en las regiones de La Araucanía, Los Ríos y Los Lagos, beneficiando a más de 900 comunidades indígenas; se ha establecido la continuidad en del Programa en una Fase II con la finalidad de contribuir al desarrollo con identidad de la población indígena del país, mediante una metodología territorial participativa que fortalece la organización y la gestión comunitaria, proponiéndose un trabajo con comunidades indígenas rurales y asociaciones indígenas urbanas, y no con personas naturales. 

Esta iniciativa se ejecutará entre los años 2019 y 2023, periodo en el cual las organizaciones indígenas ingresan a un ciclo de trabajo de a lo menos tres años con el objeto que, con el apoyo del Programa, definan una planificación territorial que potencie sus fortalezas y oportunidades para su desarrollo socio-económico con identidad, revitalizar la cultura, fortalecer la organización e interactuar con los servicios públicos y la sociedad en general.

 

II.-  Público Objetivo

El Programa Chile Indígena Fase II de CONADI trabajará con comunidades rurales de las regiones Arica y Parinacota, Tarapacá, Antofagasta, Biobío, La Araucanía, Los Ríos, Los Lagos; y asociaciones urbanas de la Región Metropolitana, las que deben contar con su personalidad jurídica vigente en el Registro Nacional de CONADI y cumplir con los demás requisitos y disposiciones legales establecidas.

III.- Estrategia

El Programa trabajará a través de Unidades Territoriales (UT) que estarán conformadas por las organizaciones indígenas (comunidades rurales y asociaciones urbanas), según variables de homogeneidad relacionadas con identificación de las organizaciones indígenas, entorno territorial, recursos naturales caracterización económica/productiva, caracterización organizacional/ infraestructura, articulación, redes y cohesión social.

Las UT conformarán Mesas Territoriales (MT) incorporándose a las autoridades tradicionales y todos los otros actores relevantes para el desarrollo del territorio, que en conjunto conformarán el Consejo Territorial.

Con las MT conformadas, se inicia un proceso de formulación de un Plan de Desarrollo Territorial, que será financiado por un Fondo de Decisión Territorial, FDT, aportado por el Programa. El Plan se construye a través de un proceso participativo con las organizaciones, lo que se traducirá en proyectos e iniciativas, teniendo como base potenciar las oportunidades y aumentar las ventajas de cada territorio de forma pertinente. Al respecto, se trabajará un Plan de Desarrollo Territorial para comunidades indígenas rurales y un Plan de Fortalecimiento Cultural y Organizacional para asociaciones indígenas urbanas.

En este trabajo, las organizaciones conformarán grupos de autogestión, integrados por comunidades homogéneas que comparten características en cuanto a su capacidad de gestión territorial, lo que las habilita para iniciar el trabajo en conjunto de un plan de desarrollo territorial; y grupos de fortalecimiento, conformados por aquellas comunidades que no son homogéneas; ya sea por una condición geográfica de aislamiento o por heterogeneidad con otras comunidades  más cercana. Con ellos se realizará un trabajo previo de fortalecimiento que les permitirá insertarlos en una UT de autogestión previo cumplimiento de ciertos requisitos. 

 

Para estos fines, las Mesas Territoriales dispondrán de asesoría profesional para la elaboración del Plan, la formulación de iniciativas, la ejecución de proyectos, articulación, así como para la buena gestión del FDT. Además, las comunidades tendrán la posibilidad de acceder a instancias de capacitación.

 

IV.- Componentes

I.- Capacitación para organizaciones indígenas y formación de líderes. Este componente financia actividades de capacitación con el objeto de brindar soporte y capacidades habilitantes a las organizaciones indígenas focalizadas y no focalizadas que pertenezcan a la región donde el Programa tiene presencia y estén en concordancia con las disposiciones legales y reglamentarias respectivas.

II.- Apoyo al desarrollo territorial con identidad. Este componente está relacionado con la asesoría profesional para: Formulación participativa de un Plan de Desarrollo Territorial; Formulación, ejecución y cierre de los proyectos del plan; Fortalecimiento y consolidación de la organización indígena Y Articulación;

III.- Fondo de Decisión Territorial. Este componente financia los proyectos de los planes territoriales presentados por las organizaciones urbanas y rurales.

IV.- Apoyo al funcionamiento de mesas. Las UT constituidas por distintas organizaciones indígenas y otros actores que conforman el CT, consolidan su funcionamiento y gestionan territorialmente, en base a la recepción de recursos destinados principalmente a gastos de gestión.